Protejamos a los niños durante los días de calor extremo

Para los primeros meses de 2020 la Dirección Meteorológica de Chile anunció la llegada de altas temperaturas en la zona central, especialmente, en las regiones de Coquimbo, Valparaíso, Metropolitana y O’Higgins, las cuales superarían los 35 grados, especialmente en las zonas del valle y precordilleranas.

Cabe recordar que los niños y las niñas que se exponen a altas temperaturas pueden presentar distintas manifestaciones físicas como: calambres, fatiga, dolor de cabeza, taquicardia, náuseas, vómitos, quemaduras, pruritos en la piel por el sudor, entre otras, generadas principalmente por un golpe de calor. Si usted está frente a algunos de estos síntomas consulte inmediatamente en el centro de salud más cercano.  Los expertos siempre recomiendan estar alertas, ya que los niños no siempre manifiestan los síntomas con facilidad, por lo que la continuidad y persistencia de días con temperaturas elevadas puede resultar perjudicial para su salud.

consejos_altas_temperaturas_verano

Aunque suene lógico, una constante hidratación es primordial para evitar golpes de calor y descompensaciones en los grupos de mayor riesgo, como son los niños y los adultos mayores a los 65 años.

El jefe del departamento de Nutrición y Salud de la Fundación Integra, Jaime Folch advierte que “los niños se deshidratan con mayor facilidad que los adultos por su metabolismo más alto y su superficie corporal, que en relación con su peso es mayor. Además, este grupo de riesgo no manifiesta con facilidad síntomas, lo que debe motivar a los adultos a prestar atención a posibles efectos indeseados por el calor, especialmente en los bebés que aún reciben leche materna”.

“La irritabilidad, la somnolencia, la pérdida de vitalidad, el aumento en la frecuencia cardiaca y respiratoria, el sudor frío e incluso el llanto son síntomas que evidencian la ausencia de una hidratación correcta”, explica el profesional de la red nacional de salas cuna y jardines infantiles.

Consejos para proteger a los niños y las niñas de un golpe de calor:

• Mucha agua. Hidrátelo con abundante agua durante todo el día, ofreciéndole agua en cantidades pequeñas (50cc. – 100cc.). Si el bebé está siendo alimentado con leche materna, aumente la frecuencia, aunque sea en menor cantidad.
• Paseos vespertinos. Evite exponerlos al sol en los horarios de mayor riesgo, entre las 11:00 y las 17:00 horas. Evite actividades lúdicas bajo el sol durante este periodo.
• Protector solar. Aplíquele protector solar con filtro solar de 30 o más, y repita el procedimiento cada dos horas. No son recomendables las cremas en menores de seis meses.
• Juegos de agua. Siempre debe haber un adulto responsable cuando los niños y niñas se estén refrescando con agua, ya sea en una piscina o algo similar.
• Vestuario. Vístalo de preferencia con ropa holgada, de colores claros y de preferencia de algodón.
• Frutas y verduras. Evite darle comidas abundantes, infusiones calientes o bebidas azucaradas. Prefiera alimentos frescos, como jugos de frutas, frutas y verduras.
• ¡No lo haga! Bajo ninguna circunstancia deje solo a su hijo al interior de un vehículo. El riesgo de un golpe de calor es peligroso y el cuerpo de un niño/a se calienta de tres a cinco veces más rápido que el de un adulto.
• Ambiente fresco. Cautelar siempre que los niños/as se encuentren en un ambiente ventilado, con un flujo de aire permanente, cautelando que no llegue el sol de forma directa.

Integra pertenece a la Red de Fundaciones de la Presidencia de la República. Con 30 años de experiencia, cuenta con más de 1.230 salas cuna y jardines infantiles gratuitos a los que asisten más de 91 mil niños y niñas en todo

El ocio como herramienta de desarrollo infantil

Salidas al zoológico, fin de semana en la playa, compromisos con familiares y amigos, son solo algunas de las actividades que los padres organizan cada verano para procurar que los niños y las niñas no se aburran durante las vacaciones. Una tarea, que genera ansiedad en muchos adultos y que deja de lado el juego y el ocio, espacios que según los expertos son fundamentales para un correcto desarrollo cognitivo y emocional en la infancia.

“El ocio puede entenderse como un espacio en que se detienen las tareas cotidianas, que nos invita a aspectos más rutinarios, para poder abrir otras actividades donde podamos compartir con los niños y las niñas”, explica el psicólogo Rodrigo Cordero de Fonoinfancia de  Fundación Integra. Por esto, transmitir a los padres la importancia de que los niños tengan tiempo libre de calidad es uno de los aspectos de la educación que continuamente se debe recordar.

aburrimiento_ocio_consejos_fundacion_integra_02

En la misma línea, Schlomit Creixel, educadora de párvulos de la Dirección de Educación de Fundación Integra, agrega y aclara que el ocio es distinto al aburrimiento, “cuando hablamos de ocio desde la perspectiva educativa, nos referimos a cuando el niño decide la actividad que va a realizar, donde no necesariamente hay una sugerencia del adulto, es un espacio que está asociado al descanso, la diversión, por lo que es un buen momento para promover la creatividad y la imaginación. Está muy distante de lo que es el aburrimiento, que es un momento de letargo que a veces produce molestia en los niños y las niñas”.

Actualmente, hay adultos que no entienden la diferencia entre aburrimiento y ocio, y sienten la obligación de mantener a los niños ocupados de manera permanente. También, hay padres que tienen la necesidad de planear actividades para sus hijos, porque de esta manera tienen tiempo para realizar sus propias tareas. “Muchas veces nos solicitan panoramas y actividades para realizar con los niños, porque se entiende que es parte de las responsabilidades de los padres mantenerlos ocupados y entretenidos en algo. Sin embargo, no es necesario tener un cronograma elaborado, sino que más bien propiciar instancias de co-construcción entre niños y adultos, donde ambos decidan qué actividades realizarán en conjunto y qué actividades pueden realizar por separado”, recomienda.

Los beneficios del ocio en la niñez

La experta en educación para la primera infancia explica que el ocio permite potenciar en los niños la capacidad de tomar decisiones, porque es un espacio donde el niño puede desarrollar su creatividad e innovación, descubrir e ir entendiendo el mundo que lo rodea, además, de pensar y decidir qué quiere hacer. Por eso, es importante que en los momentos de ocio el padre o adulto responsable promueva la autonomía infantil con preguntas como, qué te gustaría hacer, a qué quieres jugar, con qué o quién te gustaría realizar tal o cual actividad.

La profesional agrega que, durante los momentos de ocio, el rol de los padres es guiar:  “por eso es bueno realizar un paneo de los recursos con los que cuento, con qué juguetes cuento, a qué espacios puedo asistir, con quién puede jugar mi hijo. En el caso de los niños más pequeños es bueno seleccionar previamente dos o tres opciones, porque cognitivamente no están preparados aún para discriminar entre una mplia variedad de alternativas y les cuesta discernir”.

Muchas veces los adultos se sienten satisfechos cuando los niños caen rendidos a la cama, luego de un día lleno de actividades. Sin embargo, la experta de la Dirección de Educación de  Fundación Integra, aconseja no saturarlos de tareas y panoramas, porque el descanso es fundamental para su correcto desarrollo mental y físico.

Observar es clave

Los padres, hoy en día, tienen poco tiempo para compartir con sus hijos, por eso los momentos que se tienen para estar en familia deben aprovecharse, mostrando un interés real por lo que el niño hace o dice. Por ejemplo, si el niño es pequeño usted puede relatarle las actividades que realizó durante el día, para que vaya comprendiendo que se divirtió y que usted está atento a su rutina.

Por su parte, el psicólogo Rodrigo Cordero de Fonoinfancia de  Fundación Integra, asegura que siempre es importante que los padres o adultos responsables pongan atención y observen a los niños. “De esta manera, evitamos la ansiedad, aprendemos a comprender su comportamiento y ayudamos a que ellos también lo entiendan, con preguntas como: ¿Será que estás inquieto porque tu primo se fue? ¿Estarás enojado porque tu programa favorito terminó? Debemos recordar que los niños son concretos y a diferencia de los adultos aún no son capaces de entender el concepto de aburrimiento”, asegura.

Jardines Integra inician atención especial en vacaciones

La Fundación Integra realizó el lanzamiento oficial del programa Vacaciones en Mi Jardín (VMJ) 2019, que recibe durante el verano a 5.657 niños y niñas en 109 establecimientos de todo el país, pertenecientes al 40% de la población de menores ingresos y mayor vulnerabilidad.

La iniciativa, que ofrece una atención continua por 12 horas a partir de las 7:30 de la mañana, tiene como objetivo brindar una experiencia educativa centrada en el juego y la recreación, permitiendo, además, colaborar con los padres y las madres que por razones laborales no pueden cuidar a sus hijos durante el periodo estival.

La realización del programa VMJ contempla una inversión superior a los 2 mil millones de pesos, correspondiente a material didáctico y educativo, remodelación de los patios, capacitaciones, remuneraciones de las trabajadoras, servicios básicos, entre otros puntos.

El director ejecutivo de Integra, José Manuel Ready, resaltó que “este año entregamos una propuesta renovada que fomenta las actividades lúdicas, paseos y talleres. Este espacio es muy valorado por las familias, los niños y las niñas, ya que les permite desplegar su imaginación en un contexto de distención y entretenimiento, marcando una diferencia respecto a lo realizado durante el año”.

La puesta en marcha del programa, iniciado en 1994, se desarrolló en el jardín infantil Patrona de Chile de Maipú, donde Integra invirtió $76 millones en la remodelación de los patios educativos. En la instancia, el Fondo de Cultura Económica estrenó el libro infantil “Mi familia es un zoológico”, bajo la modalidad de cuenta cuentos.

El actor Nicolás Toro lideró la presentación, resaltando que “es una súper buena instancia de fomento lector, donde los niños desarrollan la imaginación, la creatividad e incluso el respeto por sus compañeros al tomar turnos para responder”.

En esa línea, la directora del programa VMJ en el Patrona de Chile, Valeria Rodríguez, señaló que “es importante fomentar la lectura y, a su vez, otras habilidades en los niños, como la imaginación, el lenguaje, el respeto y la participación. Fue un gran regalo”.

Integra pertenece a la Red de Fundaciones de la Presidencia de la República. Con 28 años de experiencia, cuenta con más de 1.230 salas cuna y jardines infantiles gratuitos a los que asisten más de 91 mil niños y niñas en todo Chile.

Todo listo para iniciar Vacaciones en mi jardín en la región de Coquimbo

Los jardines infantiles Dulce mirada y Botoncitos del valle, de La Serena; Alberto Hurtado, Grillitos de San Ramón y Perlitas de ostión, de Coquimbo; y Manzanito y Limarí, de Ovalle, serán los que este verano 2018 llevarán a cabo el programa “Vacaciones en mi jardín”, brindando atención a 408 niños y niñas desde el próximo lunes 8 de enero y hasta el 16 de febrero.

Según explicó Carmen Gloria Salamanca, directora regional Integra de Coquimbo, la institución educativa invertirá más de $170 millones en implementar la iniciativa, dirigida especialmente a los hijos e hijas de familias trabajadoras que no cuentan con vacaciones en la temporada. “El objetivo es poder entregar a nuestros niños y niñas un espacio, un tiempo donde puedan divertirse, entretenerse, jugar y estar protegidos con las trabajadoras que permanecerán con ellos en este periodo, y también que las familias puedan tener continuidad en sus lugares de trabajo”, sostuvo.

Serán 131 trabajadoras quienes liderarán el desarrollo de este programa en los 7 jardines infantiles. Se trata de educadoras y técnicos de párvulos, además de auxiliares de servicio, quienes durante esta semana están participando en un perfeccionamiento que considera fortalecer sus competencias fundamentalmente en el ámbito de bienestar infantil y el carácter lúdico y de diversión que caracteriza a “Vacaciones en mi jardín”.