Una educación parvularia de calidad que promueva el bienestar integral y protagonismo de niñas y niños

Iniciar un nuevo ciclo es un momento que llama a la reflexión y a la añoranza de continuar, con una energía renovada, un propósito. Y en Fundación Integra este propósito compartido se basa en brindar una educación parvularia pública, gratuita y de calidad, que garantice a niñas y niños, la oportunidad de lograr aprendizajes significativos, en un contexto de bienestar integral a través de un vínculo afectivo y respetuoso de sus singularidades, intereses y necesidades.

En esta nueva etapa, la invitación es a continuar nuestra labor bajo la premisa de concebir a niñas y niños como sujetos de derechos. Esto último, desafía a todos quienes trabajamos en educación inicial, a potenciar el crecimiento de la niñez mediante el desarrollo progresivo de su autonomía, autoestima y autoconocimiento, acompañando y mediando este proceso en ambientes amorosos, respetuosos, seguros y flexibles; generando un espacio propicio que les permita, a través del juego, adquirir nuevos aprendizajes y habilidades para toda la vida.

La educación, en tanto, debe sostenerse en el marco de una convivencia bientratante, basada en el respeto y la inclusión de todas y todos quienes conforman las comunidades educativas: niñas, niños, trabajadoras, trabajadores y familias. Así, la sala cuna y jardín infantil se transforma en un espacio promotor de los derechos fundamentales, que respeta y valora las particularidades de cada niña, niño, adulta y adulto de la comunidad, de sus contextos familiares, culturales, comunitarios y territoriales.

Desde Fundación Integra, nos comprometemos a seguir trabajando, aunando todos nuestros esfuerzos institucionales junto a los equipos de trabajo, para que niñas y niños que asisten a las salas cuna, jardines infantiles y modalidades no convencionales se desarrollen plenamente y sean felices, en un espacio educativo donde se promueven y protegen integralmente sus derechos, reconociéndolos como personas únicas e irrepetibles, sujetos de derecho y ciudadanos activos de la sociedad.

 

 Carlos González Rivas

Director Ejecutivo Fundación Integra

Orientaciones para acompañar a niñas y niños en contextos de emergencias y desastres

En ocasiones, las comunidades se enfrentan a eventos sorpresivos que irrumpen inesperadamente en la vida de las personas y alteran las rutinas, sobrepasando a veces las capacidades personales para enfrentar el problema. Estos cambios o alteraciones de la vida de niños y niñas pueden ocurrir en sus contextos familiares, en los ambientes educativos y también en sus territorios, barrios y comunidades.

Las situaciones de emergencias y desastres son experiencias que pueden afectar el bienestar integral tanto de niños y niñas, como de los adultos que forman parte de las comunidades educativas y los diversos territorios afectados por las mismas.

Por ello, y para abordar estas situaciones, la Subsecretaría de Educación Parvularia pone a disposición estas Orientaciones para acompañar a niñas y niños en contextos de emergencias y desastres, documento donde los equipos educativos podrán conocer diversas temáticas para implementar ante situaciones que impacten en el diario vivir de las niñas y niños.

Para acceder a estas orientaciones pueden presionar en este enlace

La importancia del bienestar psicológico de niñas y niños

En la semana de la salud mental, nos parece muy importante detenernos a reflexionar en torno a la importancia de la protección y promoción del bienestar psicológico y emocional de niñas, niños y adolescentes. A través de diversas fuentes sabemos que en Chile los datos sobre salud mental de niñas, niños y adolescentes no dejan de ser preocupantes, más aún si consideramos la reciente pandemia de COVID-19 y sus efectos en lo que respecta a salud mental. Los contactos que Fonoinfancia ha tenido con niñas, niños y adolescentes así también lo corroboran.

En el transcurso del último año, las interacciones de Fonoinfancia con adolescentes y jóvenes de entre 12 y 17 años, han evidenciado como motivo de consulta repetitivo, malestares asociados a sintomatología ansiosa y depresiva (tristeza, decaimiento, ansiedad, pensamientos rumiantes, deseos de morir e ideación suicida, entre otros). Dentro del relato de las y los adolescentes, y transversal a los distintos motivos de consulta, destaca la sensación de soledad, aislamiento, dificultad para hablar de lo que les está ocurriendo y pedir ayuda.

Esto último se relacionaría, por un lado, con la percepción de un mundo adulto hostil, en donde madres, padres, cuidadores y/o adultas/os cercanas/os no se identificarían como figuras disponibles emocionalmente. Más bien, tenderían a percibirse como personas que toman una perspectiva juiciosa y crítica ante sus conflictos y con los cuales la comunicación se volvería amenazante. Y, por otro lado, se relacionaría también con la percepción de sus conflictos como algo “molesto” y “problemático” para las adultas y adultos a los que ya se les percibiría “suficientemente” estresados y agobiados por las exigencias del día a día.

En ambas situaciones subyace la idea de que sus inquietudes, afectos y/o malestares deben ser resueltos en soledad, sin la ayuda de madres, padres y/o adultos cercanos que puedan orientar acciones concretas en caso de ser necesario. Lo que parece más alarmante de esta situación, es que deja a las y los adolescentes muy aislados de sus redes de apoyo más próximas.

En este sentido, creemos relevante y urgente que adultas y adultos nos hagamos parte del cuidado de la salud mental de niñas, niños y adolescentes generando acciones que se orienten a acortar las barreras de acceso a sus entornos más inmediatos de apoyo (familiares, escolares, comunales). Así como también, informándonos, habilitándonos y disponiéndonos a acoger de manera oportuna y sensible no solo sus inquietudes y malestares, sino que también sus ideas, deseos y singulares maneras de percibir y habitar sus entornos.

Para ello, y a propósito de la experiencia proporcionada por los contactos que a diario sostenemos con adultas/os, niñas, niños y adolescentes, es que nos parece clave propiciar espacios de encuentro y comunicación en familia. Incluyendo un lenguaje emocional en las conversaciones que facilite el hablar de cómo cada una/o se siente respecto de distintas situaciones, dando espacio también para el disentimiento, las emociones incómodas y temáticas relacionadas con la salud mental.

Es importante que estos temas dejen de ser un tabú, que se hablen al interior de las familias, contribuyendo con eso a derribar mitos y prejuicios entorno a la salud mental que pudieran convertirse en barreras para pedir ayuda. Es por eso que no da lo mismo qué y cómo conversar. El interesarnos genuinamente por las perspectivas y singularidades de niñas, niños y adolescentes, evitar hacer juicios de valor respecto de temáticas de su interés o conflictos, sin duda es una medida que cuida y protege.

Por otro lado, disponer, facilitar y alentar espacios de participación y pertenencia (deportes, actividades escolares, comunitarias, barriales, culturales, etc.) también es una medida que promueve la salud mental sobre todo en adolescentes y jóvenes. No debemos obviar que uno de los desafíos de la adolescencia es la construcción de la propia identidad, y para ello es deseable que participen de espacios en donde se sientan escuchadas/os, validadas/os, en donde puedan identificarse y/o diferenciarse de y con otras y otros, descubran distintas maneras de hacerse parte de la sociedad y generar cambios. Por otro lado, también contribuye a reforzar vínculos y espacios seguros para recibir y prestar apoyo.

Por último, es fundamental que sepamos identificar cuándo es necesario pedir ayuda profesional. Es esperable que niñas, niños y adolescentes presenten cierto malestar ante crisis vitales normativas o emergentes. Sin embargo, si el malestar persiste en el tiempo y/o es muy intenso, es importante consultar y pedir ayuda especializada. Por esto, las adultas y adultos que se vinculan cotidianamente con niñas, niños y adolescentes debemos estar atentas/os a cambios bruscos de ánimo o comportamiento que persistan por más de dos semanas ya que pudieren requerir de ayuda especializada, por ejemplo, cambios en los patrones de sueño, alimentación, rendimiento escolar, conductas de riesgo, autolesiones, e ideas de muerte.

Si tienes dudas respecto del bienestar emocional de niñas, niños y adolescentes, puedes contactarte a Fonoinfancia de lunes a viernes de 8:30 a 19:00 horas, llamando al 800 200 818 o ingresando a www.fonoinfancia.cl. Un equipo de psicólogas y psicólogos expertos en crianza, niñez y familia está disponible para acompañarte.

Bárbara Veloso Castro
Psicóloga del Programa Fonoinfancia, departamento de Promoción y Fonoinfancia, Dirección de Promoción y Protección de la Infancia, Fundación Integra.

Fundación Integra entrega recomendaciones para fomentar en niños y niñas la relación con los libros

El próximo 23 de abril, se celebrará una nueva versión del Día Internacional del Libro y del Derecho de Autor, hito que marcará el cierre de diversas actividades efectuadas durante el mes en escuelas, universidades, bibliotecas, centros culturales y diversos espacios públicos, los cuales buscan relevar la importancia de acercar y fomentar en la comunidad la relación entre los libros y las/los lectores.

En este escenario, la educación parvularia juega un rol fundamental, ya que acá niñas y niños tienen sus primeros acercamientos a los libros. Desde Fundación Integra destacan que, aproximadamente, desde los seis meses se puede comenzar a familiarizar a niñas y niños con los libros, con textos para que los exploren con todos sus sentidos siempre acompañados por una/un adulto, describiendo las imágenes que observa y las acciones que realiza el niño o niña.

Otra recomendación es que las/los adultos lean el texto antes de compartirlo con los niños/as, buscando un momento tranquilo y sin interrupciones para la lectura en la medida de lo posible, mostrando las ilustraciones, leyendo de forma natural, disfrutando de ese momento, respondiendo las preguntas que surjan y dando la posibilidad de volver a leer el texto tantas veces como el niño o niña quiera.

Desde la Dirección de Educación de Fundación Integra, recordaron que el acercamiento a textos de calidad es fundamental para fortalecer la equidad e igualdad en nuestra sociedad. Cuando niños y niñas tienen la oportunidad de crecer en contacto con diversos tipos de libros, aumentan su vocabulario, potenciar su creatividad e imaginación, ampliando su horizonte cultural al conocer lugares, situaciones y personas a través del texto.

UN LIBRO PARA CADA EDAD

Así como niños y niñas tienen diversas necesidades durante sus primeros años, su acercamiento al libro también debe considerar estos factores, existiendo múltiples formatos, tamaños y materiales que permiten responder a estas necesidades. Para niños y niñas de cero a dos años, se recomiendan libros de materiales lavables y fácil manipulación, en lo posible que posean texturas, imágenes claras y que incentiven a las y los párvulos su exploración de manera autónoma.

Entre los dos y cuatro años, es favorable ofrecer libros de diversos materiales, incorporando mayor cantidad de textos acorde a sus períodos de atención y concentración, mientras que, para el rango de edad de cuatro a seis años, se pueden elegir distintas extensiones, contenidos e ilustraciones, variando la oferta: por ejemplo, textos de cuentos, poesía, leyendas o enciclopedias infantiles.

Por último, y como señala la Dirección de Educación de Fundación Integra, para avanzar hacia la igualdad de derechos y oportunidades, es imprescindible generar condiciones que garanticen el acceso a la cultura de los libros desde las más tempranas etapas, entendiendo que ésta es una oportunidad que permite el desarrollo integral de las y los ciudadanos.

Fundación Integra, con 32 años de experiencia, es uno de los principales prestadores de educación parvularia en el país, con más de 1.200 jardines infantiles y salas cuna gratuitos, a los que asisten más de 85 mil niños y niñas en todo Chile.

Comenzar una nueva etapa: consejos para que niños y niñas puedan adaptarse al jardín infantil

El ingreso al jardín infantil o sala cuna es uno de los hitos importantes que los niños y niñas viven en sus primeros años de vida: deben vincularse con una cultura distinta de la conocida hasta el momento, dejando así un espacio reconocible para explorar uno nuevo, junto a personas desconocidas y a la vez distintas entre sí.

Esto también es un reto para las familias y las comunidades educativas, ya que deben generar instancias, procedimientos y rutinas que permitan realizar este proceso de forma armónica, respetando siempre la visión e intereses de las y los párvulos. Por ello Fundación Integra, en conjunto con Fonoinfancia, entregan una serie de recomendaciones.

Nataly Rojas Seguel, directora ejecutiva de Fundación Integra, indicó que “invitamos a las familias a que lleven a sus hijas e hijos al jardín infantil, un espacio seguro y clave para su desarrollo. Acá exploran su entorno a través del juego, descubren y experimentan, creando habilidades que perdurarán en el tiempo. Sabemos que a algunos niños y niñas les cuesta un poco más iniciar esta nueva etapa, por eso nuestros establecimientos se encuentran con las puertas abiertas para acompañar a las familias en este proceso de adaptación”.

Niños y niñas podrían reaccionar de diversas maneras lo que dependerá, por ejemplo, de sus propias experiencias o la etapa de su desarrollo en que se encuentren. Si están en sala cuna, podrían llorar al alejarse de su padre, madre o cuidador/a, estar más irritables o podrían observarse problemas para conciliar el sueño. Las y los párvulos de mayor edad podrían llorar, sentirse tímidos, hacer una “pataleta” o entrar al jardín sin despedirse.

Alicia Varela Hidalgo, psicóloga y jefa del Departamento de Promoción y Fonoinfancia, recuerda que “podría suceder que algunos niños y niñas vivencien esta experiencia como una suerte de ‘abandono’, pues aún les es complejo comprender ciertas nociones de espacio y tiempo, por lo que la separación podría ser vivenciada de manera angustiante, ya que no saben por cuánto tiempo se va a extender.

Lo importante es que las madres y padres entreguen un mensaje de seguridad y confianza, nunca mentir o hacer promesas que no podrán cumplirse; al despedirse, decir adiós con naturalidad y enfatizar el hecho de que ‘te vamos a dejar y a equis hora te vamos a buscar’”.

UNA EXPERIENCIA POSITIVA

Si bien esta transición debe efectuarse con un enfoque positivo, las familias podrían sentir “cierto grado de culpa” por dejar a sus hijos/as en el jardín infantil o sala cuna, además de preocupación por sus reacciones, cuidados e incluso pena, por ello la comunicación es clave: se debe conversar, entregando mensajes que transmitan seguridad y confianza.

– También, es importante considerar los siguientes aspectos:Hay que estar disponibles e interesados/as en lo que niños y niñas puedan necesitar, sentir y expresar, junto con transmitirles que pueden preguntar sobre el tema.

– Las inquietudes de niños/as deben responderse de forma clara, concreta y sensible, considerando cómo se sienten, edad, etapa del desarrollo en la que se encuentren, y entendiendo lo que ocurre a su alrededor.

– Es importante que en este proceso se escuche a niños/as y se les ofrezcan espacios de contención si lo necesitan, lo que puede ser cercanía o contacto físico.

– Al momento de conversar con los niños y niñas sobre el jardín infantil, hay que tener en claro sus necesidades, inquietudes y emociones, por sobre las que tengan las y los adultos.

– Es vital entregar seguridad a las y los párvulos, por lo cual se les puede motivar a que lleven un objeto de apego (juguete, almohada, “tuto”, etc.)

– Al retirarse del jardín infantil, hay que despedirse con naturalidad y resaltar el hecho que se regresará.

– Si se necesita apoyo en este proceso, las familias pueden comunicarse de manera gratuita con las/os psicólogas/os de Fonoinfancia, de Fundación Integra, al teléfono 800200 818 o por chat al www.fonoinfancia.cl.

Fundación Integra, con 32 años de experiencia, es uno de los principales prestadores de educación parvularia en el país, con más de 1.200 jardines infantiles y salas cuna gratuitos, a los que asisten más de 85 mil niños y niñas en todo Chile.

La mejor compañía para las familias en la crianza

¡Fonoinfancia está de cumpleaños! Este 31 de mayo el programa que entrega apoyo en la crianza cumplió 21 años. Desde su creación el año 2001, ha buscado contribuir al bienestar y desarrollo integral de niños y niñas, por medio del fortalecimiento de competencias en los adultos responsables de su crianza, cuidado, educación y protección. Todo ello, bajo un enfoque de respeto y promoción de los derechos de la niñez y trabajo en red.

El programa es atendido por un equipo de psicólogos y psicólogas especialistas en temas de niñez, desarrollo infantil y familia y, pertenece a Fundación Integra, específicamente a la Dirección de Promoción y Protección de la Infancia. De esta forma, Integra busca promover relaciones de buen trato hacia nuestros niños y niñas, entregando a los adultos herramientas para una crianza respetuosa.

Alicia Varela Hidalgo, jefa del Departamento de Promoción y Fonoinfancia, respecto al programa de Fonoinfancia releva que ha contribuido a un cambio de paradigma en la forma en que las personas adultas vemos y nos vinculamos con los niños y niñas, invitándoles a reconocer sus características y necesidades particulares.

Ninguna niña/o es igual a otra/o, como tampoco son iguales las familias ni las historias individuales, por lo que el equipo profesional de Fonoinfancia ha brindado atenciones pertinentes que responden a esas singularidades, acompañando en las dudas e inquietudes que se presentan al criar, cuidar, proteger y educar a niños y niñas”, explica.

La profesional destaca que Fonoinfancia ha acercado la atención psicológica a personas diferentes a lo largo y ancho del país, sin discriminación de ningún tipo. “A través de intervenciones no presenciales, ha democratizado el acceso a salud mental, promoviendo el bienestar de niños, niñas, familias y entornos, desde un enfoque de derechos, trabajando en red con otras instituciones y favoreciendo la inclusión de la diversidad en todas sus manifestaciones”, menciona con orgullo.

Fonoinfancia en estos 21 años ha atendido alrededor de 217.000 consultas. El programa es miembro de una red internacional de líneas telefónicas de ayuda para niños y niñas “Child Helpline International” (CHI), que agrupa a líneas de más de 150 países alrededor del mundo que trabajan a favor de la promoción y protección de los derechos de niños y niñas. Asimismo, desde el año 2007 Fonoinfancia es parte del “Subsistema de Protección Integral a la Infancia Chile Crece Contigo”.

“Es importante mencionar que en Fonoinfancia la atención es gratuita, de cobertura nacional y la confidencialidad se mantiene en todos los casos, a excepción de aquellos en que existen graves vulneraciones de derechos y/o existe riesgo vital. Y cuando es necesario, las llamadas y chats pueden ser grabadas”, afirma la jefa del programa.

Atención en línea

El programa atiende no solo a madres, padres y adultos cuidadores, sino que también da la posibilidad a las trabajadoras/es de las salas cuna, jardines infantiles y modalidades no convencionales de Integra, que consulten cuando lo requieren para apoyar en su labor educativa diaria o por temas personales asociados a su propia crianza.

Rocío Segura, es directora de la sala cuna “Duendes” de la fundación Integra en Temuco, y afirma que “trabajar las contenciones con Fonoinfancia, nos ayuda a los adultos a que entreguemos los espacios adecuados a los niños y a las niñas, para que reconozcan sus emociones”.

Por otra parte, Jorge Martínez, es padre de un niño que asiste a un jardín infantil de Integra y ha utilizado en diversas oportunidades esta línea de apoyo gratuita. Para él, este programa le ha brindado atención valiosa a su familia. “Cuando hemos tenido dificultades, nos ha brindado orientación que ha permitido modificar algunos comportamientos”, dice.

Integra pertenece a las Fundaciones de la Presidencia. Con 31 años de experiencia, es la red más grande de salas cuna y jardines infantiles del país con más de 1.200 establecimientos gratuitos, a los que asisten más 85 mil niños y niñas en todo Chile. Mientras tanto, Fonoinfancia es un programa de Fundación Integra que lleva 21 años entregando atención psicológica no presencial, gratuita y de cobertura nacional, dirigida a acompañar a los adultos responsables de la crianza, cuidado, educación y protección de niños y niñas.

Fundación Integra lanza aplicación mobile con material educativo para niñas y niños

“En estos tiempos de pandemia, la tecnología ha sido de gran ayuda para mantenernos conectados y cerca. Por eso, Fundación Integra desarrolló IntegrApp, una aplicación para dispositivos móviles, donde las familias y adultos responsables del cuidado de niños y niñas- asistan o no a un jardín infantil de Fundación Integra- pueden encontrar material educativo de calidad, que favorezca su proceso de aprendizaje a través del juego y de actividades simples que se pueden realizar en el hogar”, con estas palabras, el director ejecutivo de Fundación Integra, José Manuel Ready, presentó la IntegrApp.

La aplicación cuenta con actividades, talleres y videos que siguen la línea de los aprendizajes propuestos por las Bases Curriculares de la Educación Parvularia, a través de los ámbitos de “Desarrollo Personal y Social, Comunicación Integral e Interacción y Comprensión del Entorno”, que fueron concebidas por la Dirección Nacional de Educación, para favorecer el proceso de aprendizaje de niños y niñas de 3 meses a 5 años.

Por su parte la Primera Dama y Presidenta de la Fundación Integra, Cecilia Morel, señaló: “Esta aplicación cuenta con propuestas educativas, actividades, talleres, entre otras materias, para que así nuestros niños aprendan en sus casas en estos tiempos de pandemia. No podemos dejar de lado la educación de nuestros niños, es por eso que esta nueva herramienta -que tendrá material educativo de calidad- será de gran ayuda para ellos”.

Asimismo, en IntegrApp, las familias tendrán acceso a cuenta cuentos, canciones, obras de teatro, manualidades, consejos de seguridad, entre varias otras opciones, todas diseñadas por los profesionales de las oficinas regionales y los equipos educativos de las salas cuna, jardines infantiles y modalidades no convencionales de todo Chile. Además, cuenta con una sección de noticias y comunicados, con información de interés sobre crianza y avances en materia de educación parvularia.

Por lo anterior, el director ejecutivo de Fundación Integra, agradeció el trabajo realizado por todos los profesionales que se comprometieron para dar respuesta a las necesidades de los niños y sus familias en tiempos de pandemia. “Todos hemos visto trastocadas nuestras vidas por la contingencia del coronavirus, pero son las niñas y niños quienes necesitan más apoyo para continuar con su día a día. Por esto, esperamos que IntegrApp se transforme en un aliado para los padres y apoderados que requieren apoyar a sus hijos, y que a veces no saben cómo hacerlo, porque no tienen las herramientas o porque ya agotaron las ideas”.

Cabe destacar que la aplicación es gratis y para descargarla solo hay que ingresar la palabra IntegrApp en las tiendas de App Store y Play Store, luego abrir la aplicación, pinchar el botón “Ingresar Aquí” (botón blanco) y comenzar a navegar.

Integra pertenece a la Red de Fundaciones de la Presidencia de la República. Con 30 años de experiencia, es la red más grande de salas cuna y jardines infantiles del país con más de 1.200 establecimientos gratuitos, a los que asisten más de 92 mil niños y niñas en todo Chile.

 

Familias ejercen su derecho a participar

Los expertos coinciden en que “los niños y niñas aprenden más cuando los padres, educadores y otros miembros de la comunidad trabajan en forma conjunta para orientar y respaldar el aprendizaje y la formación de los estudiantes” * (Epstein, J; 2013, p.53, citado por Tapia 2018). Por esto, Fundación Integra se ha preocupado de promover el involucramiento de las familias en el proceso educativo de los niños y las niñas y la formación de Centros de Padres, para que las familias ejerzan su derecho a participar en el proyecto educativo del jardín infantil o sala cuna.

“Nos interesa mucho que ustedes sepan que para Integra, la alianza con las familias es fundamental porque ustedes son los primeros educadores. En Fundación Integra entendemos la participación como un derecho y lo declaramos también como un valor, por eso es tan importante el rol de los Centros de Padres”, afirmó la directora regional de Integra en el Región de Coquimbo, Javiera Adaro, durante la inauguración de Encuentro de Centros de Padres de las comunas de La Serena y Coquimbo.

En la ocasión, participaron representantes de los jardines infantiles Dulce Mirada, Huerto Encantado, Canteritos del Sol, Botoncitos del Valle, Casita del Cerro, Sol Naciente, Arco Iris, Tequirque, Tesoritos de Guayacán y Perlitas de Ostión, cuyos Centros de Padres cuentan con personalidad jurídica al día o están en proceso de obtención.

IMG_5521

En la instancia, Katherine Castillo, representante del Centro de Padres del jardín infantil Sol Naciente, de La Serena, agradeció la instancia y aclaró que existen muchos desafíos a futuro. “Nos damos cuenta que hay bastante para avanzar aún. Juntarnos nos sirvió mucho porque nos motiva a trabajar, a conocer proyectos para postular, saber qué nos falta para conformarnos y brindarle un apoyo a nuestros hijos, porque la idea es que trabajemos tanto las familias como las tías”, sostuvo.

Johanna Cortés, jefa del Departamento Educativo, explicó que esta actividad forma parte de un proyecto que Fundación Integra desarrolla en todo el país, y que está liderado por la Dirección Nacional de Educación. Informó que está previsto la realización de dos nuevos encuentro, el 31 de julio, con 10 jardines de Coquimbo, Andacollo y Vicuña, y el 8 de agosto, con establecimientos de la Provincia de Choapa.

Las principales funciones de un Centro de Padres son:

» El Centro de Padres representa a todas las familias dentro y fuera del jardín infantil, por lo que es necesario que sea un grupo formalmente establecido. Puede aportar al proyecto pedagógico del jardín infantil, sensibilizar a la comunidad respecto a aspectos importantes para los niños y niñas, y postular proyectos a fondos concursables, entre otras actividades.

» Invitar a las familias a acercarse a la comunidad del jardín y conocer o colaborar en sus metas, esforzándose por canalizar sus inquietudes e iniciativas.

» Aportar para relacionarse con otras organizaciones o instituciones, municipio, juntas de vecinos u otros, con el fin de coordinar acciones en beneficio de la comunidad educativa.

» Proponer y proyectar acciones que favorezcan la formación integral de niños y niñas.

» Formar parte del Consejo Escolar, a través del presidente del Centro de Padres.

* Tapia, A. (2018). Centro de Padres 2018. Chile. Documentos Dirección de Educación de Fundación Integra.

Material para las Familias

Encuentros con familias migrantes promueven la integración

La directora regional de Fundación Integra en Biobío, Patricia Escobar Undurraga, junto al gobernador de la Provincia de Biobío, Ignacio Fica Espinoza y el seremi de Desarrollo Social, Alberto Moraga Kiel, dieron la bienvenida a apoderados migrantes quienes son parte de la red de jardines infantiles y salas cuna Integra.

WhatsApp Image 2019-07-09 at 14.19.37

El encuentro se realizó en Los Ángeles, tras el exitoso encuentro realizado en mayo en la provincia de Concepción, con el objetivo de dar a conocer a las familias extranjeras la política pública en temas de primera infancia; derechos de los niños y niñas, buen trato y procedimientos institucionales por vulneración de derechos. Además, este encuentro se destaca por dar a conocer estas temáticas a las familias Haitianas en su idioma, el Creole, a cargo de la jefa del departamento de Educación, Ángela Fernández. Por su parte, la profesional de Protección de Derechos, María José Galdámez, expuso a los demás asistentes.

“Como Fundación Integra estamos muy contentos de realizar este encuentro, porque nos permite conversar con nuestras familias sobre un tema tan importante como es la primera infancia. Está centrado en materia de políticas públicas y derechos de nuestros niños y niñas y obviamente nuestros protocolos institucionales referentes al cuidado de sus hijos e hijas. Como Integra, la idea es seguir potenciando estos encuentros cuyo foco está centrado también en como miramos la inclusión en nuestro país. Donde la llegada de ellos a nuestro país y sobre todo a nuestros jardines infantiles pasa a ser un espacio abierto, inclusivo, donde la diversidad cultural y lingüística se aprecia, reconoce y respeta, entregando también un soporte de ayuda para velar por mejores patrones de crianza y resguardo que merecen sus pequeños en nuestro país”, comentó la directora regional de Integra Biobío, Patricia Escobar.

WhatsApp Image 2019-07-09 at 14.19.41

Jenniri Vargas, venezolana y apoderada del jardín infantil Caracolito “Me gustó mucho el encuentro, me parece estupendo y estoy muy agradecida de esta instancia de convivencia. Muchos puntos concretos para tener conocimiento de cómo trabaja Integra y ayuda para el cuidado de nuestros niños. Me voy con una sensación satisfactoria. Espero otros encuentros, para seguir aprendiendo y compartiendo con otros extranjeros que están en la misma situación que uno”.

En la región del Biobío, Integra posee alrededor de 600 niños inmigrantes, entre los que destacan Haití, Argentina, Venezuela, Colombia, Cuba y Bolivia.

Jardín de Quellón trabaja en la inclusión de familias haitianas

Con el desarrollo inédito de un taller de creole, la lengua nativa de la población haitiana, el equipo educativo y administrativo del jardín infantil Los Grillitos de la comuna de Quellón, se propuso mejorar su comunicación con los padres, madres y apoderados de esa nacionalidad cuyos hijos asisten a este establecimiento.

4-5

La directora del establecimiento, Pamela Herrera, explicó que “actualmente en la comuna hay una gran diversidad de culturas y a nuestro establecimiento han llegado varios niños y niñas de nacionalidad haitiana, siendo una importante barrera la comunicación”.

Por ello, con el apoyo de la Corporación Municipal de Quellón, el jardín infantil logró materializar este proyecto de capacitación en lengua creole, a cargo del profesor Michelet Fleurissaint.

“Iniciamos las clases con la participación activa de nuestras educadoras y técnicos en párvulo, asistente administrativa y la auxiliar de servicio, quienes han mostrado interés y motivación por aprender, entendiendo que es una herramienta para favorecer nuestra comunicación con las familias”, puntualizó la directora.

Por su parte la directora de Integra de la Región de Los Lagos, Marcela Gallardo, destacó las gestiones realizadas por el jardín infantil. “Es preciso integrar a las familias al proceso educativo que se lleva a cabo en los establecimientos, esta integración debe ser acorde a las características de las familias. Creemos firmemente que educar en la inclusión desde la primera infancia es la manera más efectiva de avanzar hacia una sociedad más justa y más feliz”, señaló.